La naranja es un antioxidante natural que ayuda a prevenir enfermedades cardiovasculares y ciertos tipos de cáncer. Además, como buena fruta de invierno, ayuda a que los resfriados sean más leves.

En un país que en el último año ha producido unos 2,9 millones de toneladas de naranjas (la mitad de las que consume la Unión Europea), y que adoptó en 1982 como mascota de su Mundial de Fútbol a un orondo personaje llamado Naranjito, no es de extrañar que muchas personas comiencen el día con un zumo de naranja. Como asegura Esperanza Torija, profesora de Nutrición y Bromatología de la Universidad Complutense de Madrid, «un desayuno completo y variado, además de cereales y lácteos, debe incluir zumos o frutas que aportan minerales, vitaminas y fibra».

1. Rica en vitaminas antioxidantes

El zumo de naranja es una opción recomendable, porque es rico en vitaminas antioxidantes (A, B9, B12, C y D), carotenoides y polifenoles. Pero incluso antes de que se descubrieran científicamente sus valiosas propiedades, las naranjas se han consumido desde hace siglos en el sudeste asiático, de donde son originarias y desde donde llegaron a Europa en una primera oleada con los árabes y después gracias a los comerciantes portugueses.

2. Una fuente de vitamina C

Hoy sabemos que al ácido ascórbico, más conocido como vitamina C, que contiene la naranja se debe entre el 65 y el cien por cien de la capacidad antioxidante que tiene su zumo, y que este poder es superior al de la vitamina E y el betacaroteno, por lo que esta fruta podría contribuir a prevenir ciertos tipos de cáncer y enfermedades cardiovasculares.

3. Resfriados menos duraderos

Precisamente su alto contenido de vitamina C hace que sea muy recomendable consumir naranjas durante los meses de frío. ¿Por qué? Porque, aunque se ha demostrado que esta vitamina no evita los resfriados (como siempre ha anunciado la sabiduría popular), sí contribuye a que estos sean más cortos y sus síntomas, mucho menos intensos.

4. Tiene efectos anti cancerígenos

Sus polifenoles (flavanonas como la eriocitrina y la hesperidina) tienen propiedades antioxidantes, antimutagénicas, antiinflamatorias, antialérgicas, antivirales, antiproliferativas y cardioprotectoras, efectos anticarcinogénicos y disminuye los lípidos en sangre.

5. Contrarresta a la comida rápida

Un estudio realizado en 2011 en la Universidad de Búfalo (Estados Unidos), dirigido por el profesor Paresh Dandona, concluía que «el consumo de zumo de naranja con una comida rica en grasas e hidratos de carbono impide el aumento marcado de las especies reactivas de oxígeno y otros agentes inflamatorios». Es decir, contrarresta los efectos negativos de la llamada comida rápida.

6. Mantiene a raya la hipertensión

La naranja protege el organismo frente a enfermedades cardiovasculares. Esto se debe a que sus nutrientes ayudan a disminuir la presión arterial y reducen el riesgo de sufrir trombos debido a sus propiedades antiagregantes (fluidifican la sangre).

7. Una fruta muy rica en minerales

La naranja es rica en calcio, un mineral necesario para la formación de los huesos y los dientes. También es una fuente de potasio, muy necesario para equilibrar los líquidos en el organismo. Este cítrico contiene fósforo, cuya carencia produce debilidad ósea y muscular y puede provocar problemas en la dentadura. Además, es una fuente de magnesio, esencial para el buen funcionamiento de los músculos, y azufre, esencial para la buena salud de las uñas y el cabello.

LA VITAMINA C DE LA NARANJA ES UN POTENTE ANTIOXIDANTE QUE PREVIENE EL CÁNCER Y LAS CARDIOPATÍAS

No apta para todos

Pese a todos los beneficios de la naranja, hay individuos que no toleran este cítrico. El zumo de naranja, lejos de ayudarles a comenzar bien la jornada, puede causarles náuseas, molestias y pesadez. Así que evítalo en los siguientes casos.

- Enfermos de Crohn. Los foros en Internet de enfermos de enfermedades del sistema digestivo como Crohn o colitis ulcerosa, síndrome del intestino irritable o, simplemente, de acidez estomacal están llenos de comentarios negativos sobre el presuntamente beneficioso zumo de naranja, sobre todo por las alteraciones intestinales que provoca.

- Cefaleas y migrañas. La naranja está también entre los alimentos que, según la Asociación Española de Pacientes con Cefalea, la Fundación Migraña y el laboratorio Dr. Healthcare, son sospechosos de liberar en nuestro organismo histamina. Esta sustancia es necesaria para algunas funciones del organismo, pero cuando abunda puede volverse perversa, causando migraña y otras patologías , afirma Juanjo Duelo, director del laboratorio Dr. Healthcare.

TELÉFONO DE ATENCIÓN

900 818 779

contacto@clubgentesaludable.com

 


SABER VIVIR COMUNICACIÓN, S.L.

Apdo. Correos 8106

28080 Madrid

El presente sitio web utiliza cookies, propias y de terceros, para la mejora de nuestros servicios y de su experiencia como usuario, así como para ofrecerle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso.