Noticias de salud

imprimir
 
Compartir en... Compartir en Google+

La manzana, alimento Mood Food: Nutre al mismo tiempo el cerebro y la sonrisa

Estudios médicos confirman que tomar regularmente fruta y verdura aumenta el bienestar psicológico, en línea con la tendencia nutricional Mood Food.

  • La tendencia Mood Food establece una relación entre la alimentación y el estado anímico, incorporando a la dieta diaria alimentos que, por las propiedades de sus componentes, estimulan la secreción y asimilación de las “hormonas de la felicidad”, como son la serotonina o la dopamina
     
  • Investigaciones con humanos publicadas por el American Journal of Public Health y por el British Journal of Nutrition confirman las propiedades beneficiosas de la manzana para incrementar la sensación de felicidad, mantener estable el nivel de energía y favorecer las funciones neuronales.
     

Cuidar la alimentación no sólo mejora la salud, también el estado de ánimo. Es la conclusión de varios estudios médicos, como el realizado por la universidad británica de Warwick en colaboración con la universidad australiana de Queensland y publicado en American Journal of Public Health[i], que ha investigado en 12.000 personas el nivel de felicidad alcanzado tras cambiar la dieta, incluyendo la ingesta de fruta y verduras hasta las ocho piezas diarias. Las mejoras en el estado de ánimo eran mucho más rápidas que en la salud, produciendo un incremento progresivo en los niveles de felicidad que los científicos llegaban a equiparar a la consecución de un empleo para una persona desempleada. 

Investigaciones como ésta vienen a reforzar los principios de la tendencia nutricional Mood Food, que establece una relación entre la dieta y el bienestar anímico.

Consiste en incluir alimentos cuyos componentes activan ciertos neurotransmisores cerebrales relacionados con la felicidad y el placer. Es el caso de aminoácidos como el triptófano, presente en los plátanos y lácteos, precursor de la serotonina.

También está demostrado que la carencia de determinados nutrientes incide en la irritabilidad, como ocurre con minerales como el hierro, el potasio o el magnesio. Y con las vitaminas del grupo B, implicadas en distintos procesos del sistema nervioso. Por eso es importante el consumo de legumbres y verduras de hoja verde (acelgas y espinacas) para nuestro estado anímico.

Otro aspecto a trabajar en esta tendencia nutricional es la protección de las neuronas, en las que inciden antioxidantes como los flavonoides, presentes en uva o arándanos, por ejemplo, o el selenio de las nueces. Así como facilitar la conexión de zonas del cerebro relacionadas con el bienestar, como el núcleo accumbens o la corteza prefrontal prelímbica, a lo que ayuda el Omega 3 que contienen pescados como el salmón, sardinas o caballa, entre otros.

El chocolate es el más popular de los alimentos relacionados con el estado de ánimo por su aporte de teobromina, un alcaloide que estimula el sistema nervioso.

LA MANZANA, ALIMENTO ESCENCIAL DE LA MOOD FOOD, REGULA LOS NIVELES DE ENERGÍA Y FAVORECE LAS FUNCIONES NEURONALES

La manzana se ha posicionado como uno de los alimentos de la filosofía Mood Food. Por una parte, su glucosa es un azúcar natural, fácilmente asimilable y que se libera de manera progresiva gracias a los carbohidratos complejos de esta  fruta. Esto hace que sea una de las pocas frutas recomendadas para los diabéticos. Además, esta liberación progresiva de azúcares permite que nuestra energía se mantenga nivelada durante más horas, lo que favorece un estado de ánimo más estable.

Otro de los beneficios de la manzana tiene que ver con la agilidad mental. La Universidad británica de Reading realizó una investigación - también en humanos – publicada en el British Journal of Nutrition[ii] y que concluía que tiene un impacto positivo en la memoria y cognición. Fuente esencial de los flavonoides, es rica en este tipo de antioxidantes, entre los que destaca la quercitina, presente mayoritariamente en su piel. Estas sustancias ayudan a proteger a las neuronas más vulnerables, mejorando las funciones neuronales del cerebro y sirviendo de soporte a la función neurocognitiva. Es decir, que los antioxidantes de esta fruta mantienen nuestro cerebro joven, facilitando la concentración y ayudando a pensar más y mejor.

Recuerda que estas propiedades, junto a su bajo aporte calórico y su versatilidad en la cocina, hacen de la manzana uno de los elementos que pueden introducirse en la dieta diaria no sólo por placer, también porque colabora en el bienestar, incidiendo en la salud de nuestro cerebro y favoreciendo el equilibrio emocional.

 


[i] Evolution of Well-Being and Happiness After Increases in Consumption of Fruit and Vegetables. Mujcic R, J Oswald. Am J Public Health. 2016 Aug; 106(8):1504-10. doi: 10.2105/AJPH.2016.303260.

[ii] The impact of fruit flavonoids on memory and cognition. Jeremy P. E. Spencer. British Journal of Nutrition, Volume 104,Supplement S3,2010,pp S40-S47,DOI 10.1017/S0007114510003934

 

 

Enlaces Relacionados

  1. Vinagre de manzana: Efecto depurativo
  2. Alimenta tu cerebro
  3. El tiempo afecta a la salud (10/02/2017)
  4. 15 razones de peso para adelgazar ¡Es tiempo de dieta!
  5. Tarta exprés de manzana asada con frambuesas
imprimir

<< volver

Club gente saludable   Certificación de Web de Interés Sanitario de PortalesMedicos.com
Compruébelo aquí
  SSL Certificate
SSL Certificate